27 septiembre 2007

¿Cuanto se puede estrirar un chicle?

Es decir ¿Cuantas temporadas puede aguantar una serie de éxito sin que esta decaiga?. Infinidad de casos que van desde el fracaso en el segundo o tercer año, a otros que se mantienen temporadas y temporadas (Simpsons, Urgencias...). Los éxitos de estos tres últimos años han tenido sus más y sus menos (Perdidos, Mujeres desesperadas..), eso si, (casi) siempre se tratará de una percepción muy personal y en función del grado "fan" que se sea de esa serie.
 
El caso que me ha llevado (nuevamente) a plantearme esta cuestión ha sido "Weeds". Una serie que ya no es que alargue las temporadas (29 capítulos se han emitido por ahora a los largo de tres años), es que tampoco alarga artificialmente cada episodio (menos de 30 minutos). Tras ver los cuatro "Pre Air" que se filtraron este verano las expectativas ante esta tercera temporada no podían ser mejores. Tras estos, y con el comienzo de la emisión regular, me he topado con dos capítulos que me provocaron serias dudas e incluso decepción.
 
He de reconocer mi error y pedir perdón por perder la fe. Como bien me comentaban la semana pasada, no es que esos capítulos fueran "malos" (superan la media de infinidad de comedias), simplemente bajaban un poco el nivel de algo realmente bueno. Hoy he visto al fin la última entrega emitida en EEUU: " He Taught Me How to Drive By" dasd. Me he vuelto a enamorar de Mary-Louise Parker y de todo el reparto en pleno. Simplemente brillante.
 
Esperemos que Canal +, Cuatro la quitó de las tardes para ponerla en la madrugada y eliminarla antes de que nadie la llegase a conocer, comience pronto a programarla y saciar el mono de los (pocos) seguidores que tiene en España.

2 comentarios:

ALX dijo...

Yo me he quedado en el episodio cuatro, y por ahora estoy encantado. Espero que el bajón que comentas solo sea un pequeñito bache en una serie tan buena.
Por ahora solo me pregunto como será capaz la protagonista de salir ilesa del lío en el que está metida.

Alfonso dijo...

De eso se trata. De una serie brillante a la que exigimos siempre estar al 100%, mientras que con otras que simplemente "nos entretienen" somos mucho menos críticos.
Sería como decir que una novela me gusta mucho, pero que hay varias páginas que no están bien. hay que valorar el conjunto y, si realmente empeorara, sacar conclusiones al final de temporada (o mejor dicho, de la serie).